La primera impresión de tu casa es fundamental a la hora de mostrarla a los posibles compradores o inquilinos. El tiempo y la energía que le dediques a dejarla en las mejores condiciones posibles es una muy buena inversión, nunca un gasto!

 

01 - La primera impresión

 

Puntos importantes a tener en cuenta:

  • Que la fachada se encuentre en buen estado. Pensá que es “la primera impresión de la primera impresión”. Una fachada deteriorada desalentará al comprador y lo hará pensar en los posibles gastos que deberá afrontar para dejarla en condiciones.
  • El buen estado de la pintura, tanto del exterior como en los interiores, es esencial para brindar una buena imagen de tu propiedad a los interesados. De nuevo, no queremos que el potencial comprador se quede haciendo números en su cabeza sobre cuánto le va a costar pintar toda la casa.
  • Espacios verdes cuidados. Procurá que todos los jardines y parques tengan un buen mantenimiento: césped bien cortado, plantas cuidadas, árboles y arbustos podados, si fuera necesario. Si van a visitar tu propiedad en época otoñal, evitá la acumulación de hojas secas. Evitá el desorden en general (herramientas tiradas, materiales de construcción, etc.) ya que de otra manera dará la impresión de abandono y suciedad.
  • Balcones limpios y arreglados. Se aplican los mismos principios de mantenimiento, orden y limpieza que para los jardines de una casa. Considerá la posibilidad de poner plantas si no las tiene, para embellecer aún más este espacio clave -mientras no entre en conflicto con el estilo del departamento.

 

05 - Baños que brillan

 

El estado del baño puede hacer la diferencia entre una venta exitosa… y un potencial comprador que sale corriendo. Si está deteriorado deberías considerar una remodelación. Todo lo que hagas para embellecerlo y mejorarlo es una inversión, no un gasto.

 

07 - Juntá los juguetes

 

  • Hacé de tu casa un lugar seguro y cómodo para recorrer, no una carrera de obstáculos.
  • Juntá del piso los juguetes de los niños y las mascotas.
  • Chequeá que no haya ningún elemento en el piso que pueda causar un accidente: alfombras resbaladizas, cables sueltos, etc.

 

08 - Puertas defectuosas

 

  • Verificá el correcto funcionamiento de puertas, ventanas y aberturas.
  • Que las corredizas se deslicen bien, sin trabas.
  • Picaportes en buen estado.
  • Ojo con las puertas hinchadas por la humedad que no cierran.
  • Cerraduras en buen estado y chequeá que estén todas las llaves necesarias.

 

09 - Chequeá las luces

 

Importante: el buen estado de toda la instalación eléctrica, no sólo de las luminarias. Hacé chequear la instalación por un electricista profesional si tenés dudas o sabés que hay problemas. No sólo por un tema estético/funcional, sino también por la seguridad de todos.

Siguiendo estos consejos y otros que te vamos a ir compartiendo, vas a valorizar tu propiedad y dejar una mejor impresión en los interesados que la visiten, ya sea para comprarla o para alquilarla. Esto te ubicará en una posición más favorable para negociar y además aumentará tus posibilidades de concretar la operación más rápidamente.